Diástasis del abdomen tras el parto y fisioterapia

¿Acabas de ser mamá y te notas la barriga muy flácida?

¿Han pasado varios meses después del parto y sientes que tu barriga “no se mete para dentro”?

¿Notas un “bulto” en el centro de la barriga cuando haces un esfuerzo?

Puede que sufras de Diástasis de Rectos del Abdomen, es decir separación de los músculos más superficiales del abdomen. Los rectos abdominales son muy vulnerable a la separación durante el embarazo, gracias a la presión del bebé que crece en el útero, quien se apoya en la pared frontal del mismo. Esta presión, unida a los cambios hormonales y el aumento excesivo de peso, puede obligar a que los músculos del abdomen se abran a través del ombligo, como si se tratara de un de cierre o cremallera.

La diástasis abdominal tiene repercusiones

La separación de los rectos abdominales, al igual que cualquier alteración, tiene consecuencias. Además del cambio estético en los abdominales, la diástasis va ligada a otras disfunciones que no saltan a la vista. Como muchas de vosotras y vosotros ya conoceréis, la musculatura abdominal (rectos abdominales, oblicuos y transverso abdominal) tiene muchas funciones, entre las que destacan: el mantenimiento de la postura, la estabilización abdominal-lumbar-pélvica, la participación en la espiración, el movimiento del tronco y el mantenimiento de las vísceras en la cavidad abdominal.

Por tanto, cuando en el posparto se produce un aumento de la distancia que separa los rectos las funciones abdominales se ven comprometidas, pudiendo debilitarse los músculos abdominales disminuir su funcionalidad. Lo cual puede dar lugar a alteraciones en el movimiento, la estabilidad y postura del complejo abdominal-lumbar y pélvico que favoreceran futuras lesiones si no actuamos a tiempo (como incontinencia urinaria, prolapsos, dolor, etc.).

Factores que te predisponen a la diástasis postparto:

  • La obesidad
  • Tener un bebé grande
  • Líquido uterino excesivo
  • Musculatura abdominal débil antes del embarazo

En algunos casos, la diástasis puede aparecer si se comienza a hacer ejercicios abdominales clásicos antes de tiempo. Si sufres Diástasis, no dudes acudir a tu Fisioterapeuta especializado, que valorará tu caso y decidirá que ejercicios son más oportunos a realizar. Te enseñará a utilizar tu músculo transverso del abdomen, que hace de faja natural, para hacer que tu diástasis sea funcional y no derive en una posible hernia.

En Fisioterapia Guerrero, contamos con Fisioterapeutas especializados en Obstetricia y pelviperineología, que valorarán tu caso y plantearán el tratamiento: trabajo transverso abdomen, pilates, hipopresivos, Electroestimulación, etc y como novedad y complemento al tratamiento manual, nuestro equipo de TECARTERAPIA WINBACK ayudará a reducir la flacidez de tu abdomen, mejorará la piel de tu barriga, favoreciendo la producción de colágeno y elastina y el cierre de la diástasis.

0 Likes

Comments: 0

There are not comments on this post yet. Be the first one!

Leave a comment